Monday, September 19, 2011

El encanto de las nuevas tecnologías

Por Guillermo Mejía

Las nuevas tecnologías de la información y la comunicación, comúnmente conocidas como TIC, representan la columna vertebral de la sociedad contemporánea a través de la digitalización de todos los procesos, incluidas formas de interacción social, con lo que se vuelve un reto científico de primer orden su acercamiento y comprensión.

Tanto han afectado la vida cotidiana que su implementación –con las características propias de cada sociedad- ha producido cambios evidentes en los órdenes social, económico, político y cultural y, por ende, han trastocado las explicaciones académicas tradicionales que se instituyeron en teorías de la comunicación.

“Por mucho que la prospectiva se esfuerce por descubrir tendencias de hacia dónde puede ir el futuro, la fiabilidad de dichas predicciones es lábil. Por este motivo muchos de los fenómenos que se están produciendo en la actualidad no han sido todavía suficientemente analizados. Aunque en el mundo digital, un nuevo factor se añade a las dificultades investigadoras de las ciencias de la comunicación: la rapidez y, en ocasiones, la fugacidad de los fenómenos”.

De esa forma nos advierte el académico y autor español Miquel Rodrigo sobre el reto que las nuevas tecnologías de la información y la comunicación representan para las teorías de la comunicación, sobre todo si partimos de las perspectivas teóricas heredadas de las escuelas funcionalista, interpretativa y crítica.

Rodrigo compara viejos medios y nuevos medios; es decir, la comunicación masiva frente a la comunicación digital interactiva. Y encuentra: una tecnología analógica y una tecnología digital; una difusión (uno-a-muchos) y una reticularidad (muchos-a-muchos); una secuencialidad y una hipertextualidad; un monomedia y una multimedia; una pasividad y una interactividad.

Con todo y los problemas que se presentan en el esfuerzo teórico desde las teorías de la comunicación, el acercamiento y comprensión de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación puede caracterizarse de la siguiente forma:

En primer lugar, desde la perspectiva funcionalista se tiene una visión optimista sobre el significado de esas nuevas tecnologías en la sociedad actual: “Así la sociedad digital es presentada como una revolución comunicativa que abre un horizonte de posibilidades, aparentemente, ilimitadas”, afirma el profesor español.

Las nuevas tecnologías permiten que cada persona sea un transmisor en potencia, frente a los antiguos medios de comunicación unidireccionales; además, la interactividad permite obtener un feedback inmediato. Las TIC dan una mayor libertad de elección y de uso porque los productos están alcance del consumidor. En fin, los funcionalistas creen que se empodera al ciudadano.

En segundo lugar, desde la perspectiva interpretativa los estudios culturales distinguen a la tecnología en sí misma y los procesos sociales por los cuales las nuevas tecnologías son apropiadas por los usuarios y son institucionalizadas en la sociedad. El foco de atención son las interacciones sociales de las personas con las TIC en su contexto de vida cotidiana.

“Es decir, se trata de estudiar qué hacen las personas con las tecnologías, cómo son percibidas, apropiadas, utilizadas, qué relatos hacen sobre las mismas y como todo ello cambia según los contextos, las circunstancias, las ideologías, etc.”, estima Rodrigo. Un tema recurrente es la investigación sobre las construcciones identitarias y se plantea hasta qué punto inciden las TIC.

En tercer lugar, desde la perspectiva crítica se asume una visión pesimista sobre el significado de las nuevas tecnologías en cuanto discrepa con la propuesta tecnomercantil carente de proyecto social y se adhiere a la lucha por la conquista de un uso alternativo de las TIC, donde se debata la realidad social que se construye en el nuevo panorama.

Rodrigo trae a cuenta algunos puntos respecto a la sociedad de la información: la era de la sociedad-red es, en realidad, la era de la subsunción real de la sociedad por el capital; el capital es global y el trabajo está fragmentado; la economía de redes no es una economía interdependiente; y la empresa-red y la producción flexible responden a las necesidades del capital.

Como cada perspectiva tiene su propia visión sobre las nuevas tecnologías, el académico español advierte: “Es difícil hacer un diagnóstico certero sobre cómo evolucionarán las teorías de la comunicación ante el reto de las TIC”, además el avance del conocimiento científico va detrás de los fenómenos que estudia y su institucionalización amerita un acuerdo entre científicos.










No comments: